Las edades de Gaia – James Lovelock | PDF

Descargar «Las edades de Gaia – James Lovelock | PDF» gratis

Para descargar «Las edades de Gaia – James Lovelock | PDF» y epub en español sólo debes registrarte gratis por 1 mes. Puedes cancelar cuando quieras.

Desmontar «Las edades de Gaia – James Lovelock | PDF» en español
Ficha del libro
Fecha de publicación: | Idioma: Español | ISBN: 978-84-7223-646-2 | Código: 10101799 | Formato: 13 x 19,5 cm. | Presentación: Rústica sin solapas | Colección: Metatemas

Las edades de Gaia - James Lovelock | Planeta de Libros

Información del libro

Peso del archivo: 572 kb
Extensiones: PDF – MOBI – EPUB
Cantidad de descargas: 995
Estado: Activo

Ver más libros de Ciencia

Reseña de Las edades de Gaia:

.

Gaia, la diosa griega, era la principio tierra para los antiguos. James Lovelock, en cambio, reemplaza aquí el mito por la ciencia.

 

Exponiendo los últimos descubrimientos en mineralografía, geoquímica, biología evolutiva y climatología y aportando su propia investigación en este dominio, nos ofrece una nueva síntesis científica en avenencia con la concepción griega de que la Tierra es un todo viviente, coherente, autorregulador y autocambiante, una especie de inmenso organismo vivo que se extiende desde el mismo corazón enardecido de la Tierra hasta la ámbito extranjero.

 

En 1979, Lovelok esbozó por primera vez esta teoría en Gaia : una nueva visión de la Tierra, La polémica enfrentó inmediatamente a los científicos, que tendieron a marginarla. Pero, en menos de diez primaveras, se convirtió en tema prioritario entre científicos de distintas disciplinas.

En  Las edades de Gaia, Lovelock pone a punto su teoría y adelanta hipótesis provocadoras. El objetivo invernadero, la desforestación, las lluvias ácidas, los agujeros en la ozonosfera, la energía nuclear y la actividad del hombre en la biosfera son tan sólo algunos de los conflictos con los que Lovelock se enfrenta en este libro que nos palabra de la Tierra y de nuestro futuro en ella desde una perspectiva para nosotros, hoy, absolutamente fascinante.

Deja un comentario